Celebración Eucarística de fin de curso. Ha terminado el curso. Tiempo en el que hemos dedicado a trabajar y promover nuestra formación personal. Pero llega también el momento de agradecer a Dios por acompañarnos en este ciclo escolar.